3 mascarillas faciales caseras efectivas

3 mascarillas faciales caseras efectivas

Las mascarillas faciales caseras son un recurso 10 para cuidar tu piel y solucionar los problemas más habituales como la falta de luminosidad, el exceso de grasa o la sequedad extrema. Atención a cómo elaborarlas y aplicarlas para obtener los […]

Las mascarillas faciales caseras son un recurso 10 para cuidar tu piel y solucionar los problemas más habituales como la falta de luminosidad, el exceso de grasa o la sequedad extrema. Atención a cómo elaborarlas y aplicarlas para obtener los mejores resultados.

Los adictos a las

mascarillas faciales caseras

no solo las aplican sobre su rostro, sino que son capaces de inventar nuevas y perfectas

fórmulas

adaptadas a sus necesidades a base de experimentar con ingredientes y texturas.

Si eres un novato en la materia, no te agobies, aquí tienes 3 propuestas para empezar con buen pie. Son ideas sencillas con ingredientes asequibles y fáciles de encontrar para añadir a tus rutinas de belleza.

Mascarilla facial casera para pieles grasas

Cara de mujer con rodajas de pepino sobre los ojos

https://images.pexels.com

El exceso de grasa en la piel es un problema habitual que puede aparecer en la adolescencia y extenderse a lo largo de toda la vida. Con el

Seguro de MAPFRE Salud

tienes a tu servicio y cuando precises los mejores dermatólogos para consultar tus problemas de exceso de grasa en la piel o cualquier otro tipo de afección que te preocupe. Las mascarillas que puedes hacer en casa y la

cosmética natural

 te ayudarán también a controlar este desequilibrio cutáneo.

  • Ingredientes: plátano, leche y copos de avena.
  • Elaboración: aplasta un plátano en un cuenco, añade una cucharada sopera de leche y entera a temperatura ambiente y dos de copos de avena. Mezcla de forma vigorosa y continúa hasta obtener una masa compacta, pero no uniforme, es interesante que queden grupos pequeños formados por la avena que añaden a la mascarilla cierto efecto exfoliante muy recomendable para las pieles grasas.
  • Recomendaciones: esta mascarilla de plátano es perfecta para pieles con tendencia a la grasa que presentan impurezas a menudo como puntos negros o espinillas. Se recomienda aplicar una vez a la semana, sin límite de tiempo, aunque siendo constante si se quieren obtener resultados visibles. Es importante aplicarla con un masaje continuo de entre 5 y 8 minutos.

Mascarilla facial casera para pieles apagadas

Mujer con cinta roja sobre el pelo y rostro cubierto de blanco

https://images.pexels.com

La

falta de luminosidad

en el rostro resta belleza y juventud a cualquier persona con independencia de su edad. Las pieles no tersas y apagadas dan sensación de cansancio, pero con una mascarilla casera revitalizante y fresca es sencillo contrarrestar este problema, recuperando la luminosidad natural de tu piel.

  • Ingredientes: yogurt natural, pepino, miel, levadura de cerveza y zumo de limón.
  • Elaboración: para hacer esta mascarilla mezcla medio yogurt, medio pepino, una cucharada pequeña de miel, otra de levadura y una última de jugo de limón recién exprimido. Para conseguir la mejor textura en este caso y con más rapidez, se recomienda usar una batidora para mezclar al completo los ingredientes.
  • Recomendaciones: esta es una mascarilla enriquecedora y muy saludable, en principio, debes aplicarla dos veces a la semana, aunque siempre puedes adaptar la frecuencia a tus necesidades, según los resultados.  Debes utilizarla –como todas- sobre el rostro limpio y seco, y dejarla actuar al menos 20 minutos para que los efectos sean visibles y máximos. Completa su efecto con el uso diario de tónicos adecuados a tu cutis para conseguir una luminosidad máxima en tu piel.

Mascarilla facial casera para pieles secas

Mujer sonriente con manos cerca de sus pómulos con espuma blanca


Un rostro seco presenta irritaciones en zonas clave como la nariz o la barbilla. La mascarilla facial que puedes hacer en casa ayuda a hidratar estos puntos de la cara, a mejorar la elasticidad y recuperar la tersura de una piel falta de agua. La deshidratación en la piel causa además picores y rojeces que son tremendamente incómodas por lo que merece la pena hidratar con productos naturales y efectivos.

  • Ingredientes: huevo y miel, agua de rosas de forma opcional, si te gusta.
  • Elaboración: solo necesitas mezclar bien la yema de un huevo con una cucharada de miel hasta que obtengas una pasta consistente que puedas aplicar en la piel, evitando siempre el contorno de los ojos y de manera generosa.
  • Recomendaciones: déjala actuar, al menos 20 minutos. Esta es una mascarilla natural y muy suave por lo que puedes usarla a menudo y si quieres mantener la piel hidratada acostúmbrate y aplícala, al menos, una vez en semana. Al retirarla, utiliza abundante agua tibia y posteriormente aplícate un sérum y crema hidratante.

Leer más

3 mascarillas faciales caseras efectivas

Valora este artículo

Publicado por GeneraciónYoung – 17 abril 2018

3 mascarillas faciales caseras efectivas

Valora este artículo

All copyrights for this article are reserved to nuevabusqueda